01 de noviembre

¿Por qué es fundamental la educación de las mujeres para el progreso?

En muchos países en desarrollo, la educación de las niñas’ no es tan importante como la de los niños. Si los padres tienen que elegir entre enviar a su hijo o hija a la escuela, van a optar por enviar a su hijo. Esto ocurre por una gran variedad de razones. En muchos casos, ir a la escuela significa los gastos asociados con ir a la escuela (libros, derechos de inscripción, transporte), caminar durante una hora o más a través de terreno solitario, el matrimonio y el embarazo precoz, y las normas culturales que rodean las mujeres, entre muchas otras.

En Chiapas, las madres de la mayoría de nuestros estudiantes’ tienen tres años de educación. ¡Esto significa que no han terminado la primaria! Además, muchas mujeres alrededor del estado de Chiapas’ en particular en las zonas rurales, no hablan español. Aunque el español es el idioma oficial de México, en el estado hay alrededor de 13 idiomas que se hablan (tsotsil, tseltal, zoque, chol, y maya entre otros). En las zonas rurales, el español se enseña en la escuela primaria y la escuela va de ser bilingüe (idioma indígena / español) a totalmente español. Como puedes imaginar, el no saber español puede ser una desventaja para estas mujeres que no pueden comunicarse con otras personas que no hablan la lengua indígena y pueden tener dificultades para comunicarse con los maestros de sus hijos.

¿Por qué el enfoque en la educación de las mujeres?

Se ha demostrado las mujeres con educación no sólo benefician a si mismas, sino que a sus familias y comunidades. Hay que destacar que una mujer con un año adicional de educación tiene mayores beneficios que un hombre con el mismo año adicional de estudios. Las mujeres educadas, tienden a invertir sus ingresos en su familia, así como organizarse para mejorar su comunidad. Las mujeres con educación tienden a tener más saludables, tienen niños con un mayor nivel educativo, y tienen acceso al mercado laboral lo que reduce la brecha de género y aumenta los ingresos de los hogares y el PIB del país, las mujeres que tienen educación son capaces de tomar decisiones políticas informadas que tienen efectos favorables para sus familias y comunidades.

En Escalera, creemos que todos deben tener acceso a la educación, pero nos encantan las historias de las niñas y sus familias que optan por la educación sobre el matrimonio o siguen estudiando por otras razones. Puede leer más sobre Fernanda, una joven de 15 años que optó por cancelar su matrimonio arreglado y seguir con sus estudios y no emociona que hayan más niñas que hayan realizado los ejercicios de Alcance y que envíarán a sus hijos a la escuela y se beneficiarán sus comunidades (en un par de décadas)!

Publicado en Blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *